Lago Pirihueico

24 10 2008

XIV Región de Los Ríos. Valdivia. El sector que envuelve al Lago Pirihueico está repleto de gratas sorpresas que lo transforma en un lago realmente especial, no sólo porque embarcando desde el Puerto Fuy y cruzando hacia el otro lado se llega a San Martín de Los Andes, sino por las sorpresas que se encuentran una vez que se va allá con la mochila al hombro.

Esta zona se caracteriza por el Bosque Lluvioso Templado, un escaso ecosistema que representa el 0.9% de todos los bosques a nivel mundial. Los distintos tipos de centenares árboles tienen 250 kilómetros de caminos que permiten descubrir playas vírgenes, ríos, vertientes y lagunas, lugar donde se refugia una profunda variedad de aves y representantes de la fauna nativa silvestre.

Lago Pirihueico

Lago Pirihueico

El camino hacia Puerto Fuy

Rumbo al puerto, lo que más llama la atención es el largo camino de ripio repleto de curvas inexactas que va bordeando la primera parte del Lago Pirihueico, que tiene una forma muy alargada. El comienzo del lago es el comienzo de las bondades de este paseo, ya que su intenso color y forma hacen que llame la atención desde un comienzo.

Kilómetros más adelante, cerca de Neltume, se atraviesan caudalosos ríos, en su mayoría son rápidos que sirven especialmente para quienes gustan del rafting, y la pesca.

El camino va bordeando también el Volcán Choshuenco, ubicado en la Reserva Nacional Mocho y que tiene una elevación de 2.415 m.s.n.m. La historia dice que su origen es de fines de la era glacial y que una gran erupción pliniana, hace unos 10.300 años, produjo las formaciones de piedra pómez del lago Neltume. Desde su cima, se puede ver el lago Ranco, Riñihue, Panguipulli, Neltume y Pirehueico; además de los volcanes desde el Llaima hasta el Osorno.

En el camino, se comienzan a divisar carteles que anuncian el pueblo de Huilo Huilo, y junto con ellos, los que anuncian los Saltos del mismo lugar. Vale la pena darse una vuelta por los saltos, son realmente impresionantes. Caídas de agua de 50 metros, enmarcadas en una vegetación que pareciera estar en plena selva, son lo primero que se encuentra al mirar por los miradores dispuestos especialmente para eso.

Una vez de regreso al camino que lleva hacia Puerto Fuy, se encontrarán con un especial hotel que bien vale la pena sentarse a mirar al menos durante unos segundos. El lodge, llamado La Montaña Mágica, fue construido con maderas nobles del lugar por los mismos artesanos de comunidades aledañas de Neltume y Puerto Fuy.

Justo al lado, llama la atención otro hotel, ubicado en medio del bosque y que tiene la forma misma de un árbol Bao Bab. En el alto de los 7 pisos que tiene, se levanta esta imponente obra arquitectónica, con una atención de lujo y elevados precios para mochileros.

Al poco rato caminando, surge un pequeño pueblo, denominado Puerto Fuy, en honor al puerto donde se embarcan los tripulantes para cruzar hacia Argentina. Desde ahí sale una barcaza que cruza hacia el lado fronterizo, desde donde hay que entrar alrededor de 30 minutos en auto, para encontrar la aduana argentina. Cruzar el Lago Pirihueico es realmente maravilloso. Pocas casas surgen cada cierto tiempo, escondidas en una imponente y húmeda vegetación, la que apenas las hace visibles desde la barcaza. Es muy recomendable cruzar el lago, aún cuando no se vaya a Argentina, el sólo paseo vale la pena.

En Puerto Fuy hay una pequeña cafetería, en donde venden comida a precios razonables.

¿Qué hacer?

En la reserva es posible encontrar una cafetería y senderos habilitados cerca de los Saltos del Huilo-Huilo. Además se está habilitando el volcán Mocho para la práctica de esquí. Esta área, además permite seguir huellas de ciervos, zorros y pumas; cabalgatas; mountanbike; pescar con mosca entre cascadas y cavernas subterráneas del río Blanco; bañarse en aguas termales; practicar canopy a 70 m de altura, o rafting, kayak y vela en los ríos Fuy, Enco y Pirihueico.

Si tienes más tiempo:

Otros atractivos de la zona que te pueden servir por si no quieres acabar tu viaje: Bahía Coique, Isla Guapi, Lago Calafquén, Lago Maihue, Lago Neltume, Lago Panguipulli, Lago Ranco, Lago Riñihue, Playa Coñaripe, Reserva Nacional Mocho Choshuenco, Termas de Coñaripe.





Coyhaique, la verdadera magia del sur

8 10 2008

Cuando uno piensa en la magia del sur, surge rápidamente la imagen patentada en parte por una conocida marca de lácteos chilena. Esta imagen, compuesta por verdes praderas y vacas pastando a lo lejos, ríos, lagos que atraviesen la ciudad, calles pequeñas,  sencillas casas de colores y un ritmo de vida envidiable para un santiaguino, es lo que ofrece Coyhaique, la capital de la Patagonia occidental chilena. La única diferencia que tiene esta ciudad del sur con el comercial, es que esto es de verdad.

Centro de Coyhaique

Centro de Coyhaique

Coyhaique es la capital de la Región de Aysén y limita con la Región de Los Lagos al norte, con Argentina por el este y con la Región de Magallanes al sur, ocupando un lugar privilegiado y estratégico dentro de la extensa geografía chilena. Tiene una población de 42.000 habitantes, y es la principal puerta de entrada hacia la Patagonia chilena, el centro para emprender aventuras en la ciudad y sus cercanías, muchas de ellas aún desconocidas por el hombre.

Es interesante saber que esta región estuvo ajena a la colonización española, manteniendo asentamientos prehispánicos, nómades o semí nomades hasta hace poco tiempo. Tal vez sea por eso que es una ciudad mágica, envuelta en verdes cerros y una geografía envidiable, llena de flora y fauna.
Dentro de la ciudad destaca el cementerio, un lugar rústico y sencillo, que sin pretensiones logra dar un ambiente cálido y cercano a quienes lo visitan. Caminando se llega a la piedra del indio, una monstruosa escultura natural de piedras que se presenta imponente frente al río que atraviesa la ciudad.

Esta región ofrece un clima oceánico fresco y húmedo. En ella se encuentran alguno de los lagos más importantes de Chile, como el Lago General Carrera, O´higgins y el lago Cochrane. Además hay caudalosos ríos como el Aysén, Simpson y Baker, últimamente muy famosos  a raíz de la construcción de la hidroeléctrica HidroAysén por la empresa española Endesa y Colbún.

¿Qué hacer?
La comuna de Coyhaique ofrece múltiples actividades gracias a su favorable clima y geografía. Actualmente pretenden patentarse como la capital del deporte actuático.

Rafting: En el Río Simpson se puede practicar este aventurero deporte, en medio de hermosos parajes naturales. Este río tiene tramos aptos para toda la familia y otros únicamente para expertos. En el lugar hay empresas que cuentan ofrecen el servicio completo que incluye equipamiento y personal calificado para la práctica.

Kayak: También en el Río Simpson se puede practicar este deporte, al igual que en todos los demás ríos de la región.  A sólo 10 minutos del centro de la ciudad se puede acceder y practicar este deporte, en aguas de buenas temperaturas especialmente durante el verano.

Cabalgatas: Distintas empresas ofrecen paseos a caballo, o el arriendo de ellos por horas o durante el día, para conocer la ciudad y sus alrededores, pudiendo apreciar una panorámica distinta de la ciudad.





Lago Rapel

30 09 2008

Si no tienes tanta plata ni tiempo para ir a la playa.  Acá te damos un dato más cercano a Santiago, donde también la puedes pasar bien junto a tu familiares o amigos.
El Lago Rapel es un lago artificial situado 102 kms. al oeste de Rancagua y formado por las aguas de los ríos Tinguiririca y Cachapoal; es una zona en pleno desarrollo, que en sus varios centros de camping y hotel ofrece excelente equipamiento para deportes náuticos.

rapel

Lago Rapel

Su tamaño comprende una superficie de 8.000 há. con una capacidad de 720 millones de mts. cúbicos de agua y 40 kms. de largo. Es el mayor lago artificial del país.

quizás lo mas curioso es su forma, tiene dos brazos anchos; uno corresponde a los ríos Cachapoal y Tinguiririca, crean dos ensenadas y el otro a los esteros Alhué y Las Palmas, al juntarse ambos brazos el lago se encajona y serpentea durante 20 kms. hasta terminar en la represa.

Actualmente sólo hay caminos bordeando las ensenadas y gran parte de las costas norte y sur están aún sin acceso. El clima, paisaje, bondad de sus vientos y la quietud de sus aguas atraen gran cantidad de turistas, constituyéndose en un centro social y veraniego y en sede de importantes eventos náuticos a nivel nacional, como son el windsurf, yatching, catamarán y el esquí acuático. En la pesca, se encuentra especialmente el pejerrey argentino.

Donde dormir:

Existe una diversidad de cabañas y camping. Acá te dejamos algunas opciones para todos los bolsillos.

Si no sabes como llegar, re-conoceChile te cuenta como:

Ruta 1: Santiago-Melipilla-El Manzano (Lago Rapel), 130 kms. pavimentados. Desviándose por Melipilla hacia el sur, se toma el Cruce Las Arañas, para después pasar por la Central Longovilo, llegando al sector El Manzano. Desde Melipilla hasta El Manzano existen 62 kms. pavimentados.

Ruta 2: Santiago-Melipilla-Central Rapel- Costa del Sol (Lago Rapel), 133 kms. pavimentados, 17 de ripio.

Ruta 3: Rancagua-Doñihue-Coltauco-Peumo-Las Cabras-El Manzano (Lago Rapel), 96 kms. pavimentados.

Ruta 4: Rancagua-Pelequén-Peumo-Las Cabras-El Manzano (Lago Rapel), 102 kms. pavimentados.